LOADING

Seguirme

1 x 1
febrero 22, 2018|Capiton(é)

1 x 1

1 x 1
Tiempo de lectura: < 1 minuto

“Dios, me enseñaron las Escrituras, no está para esto.

Está para preguntar, donde estás Tú”.

Jaime Barylko en David Rey

 

Cuando mi hijo mayor me preguntó si creía en Dios, no pude mentirle.

– La bondad es nuestra responsabilidad – me salió decirle – Está en nuestras manos.

– ¿Cómo? – insistió.

– Creo en los hombres, confío en la humanidad. – Respondí.

Después me dije para mis adentros, más vale que te lo creas, porque no sabes mentir.

Es cierto. No hay idea de dios, que valga para mí, más que cualquier corazón palpitante.

No seguimos hablando. Con la misma seriedad que formuló su pregunta, continuó con su juego de peluches y superheroes.

Mis padres me regalaron su fe y su fe, fue también mi fe durante muchos años. Unía a la familia, en algo más que una posibilidad: nos unía en la esperanza.

De niña, soñaba soñar con dios. De tanto anhelarlo, hasta mentí. No sucedió. Quizás fue mi anhelo el que me hizo encontrarlo en todas partes, hasta que quedó pulverizado, atomizado, desgranado: vivo.

Hoy, una idea de dios me parece grotesca. Sin embargo, amé mi fe, y amo aún los recuerdos que  me ha dejado.  Crecer en la fe, tenía la apariencia del lugar seguro: un recinto iluminado. Perderla, fue también quedarme sin luz, estar en penumbras… durante largo tiempo.

Tuve que reflexionar acerca de aquello, de aquella respuesta que  dí.

Tengo aquí el mundo, y este gran mapa. Todos sus kilómetros, más o menos habitados.

 

Creer en la humanidad – concluí – es olvidar su abstracción. 

 

Aquí, construyo mi fe. La que pienso regalar a mis hijos.

Fe en cada hombre y cada mujer.

Así:

uno

por

uno.

Confiar en su potencia.

Verla convertida en acto.

 

 

Compartir esta nota...
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Print this page
Print
sin comentarios
Compartir
Acerca de Capiton(é)
- Dame tu libertad... o dame tu vida.

- Exigió el presunto Amo.

- Ja. - Respondió el presunto esclavo.

Volver, ya no fue posible.

About
Soledad Lecuona de Prat, nació en Salta, Argentina (1982). Cursó sus estudios universitarios en la Facultad de Artes y Ciencias de la Universidad Católica de Salta obteniendo los títulos de Profesora y Licenciada en psicología.

Luego de trabajar durante algunos años en diversos organismos públicos, tanto en el área de capacitación como de atención a personas en estado de vulnerabilidad social, psicológica y afectiva, se volcó -hace ya más de 10 años- a la atención clínica de pacientes en su consultorio privado.

Actualmente trabaja en una investigación sistemática del Seminario Nro. I de Jacques Lacan con el objetivo de publicar futuras obras sobre su contenido.

Pasa sus horas escribiendo ensayos, poesías y cuentos que abordan cuestiones cotidianas, sin dejar de lado su percepción profundamente analítica.

Con el fin de exponer sus pensamientos creo el blog "Tiene nudos" (2014) que se consolidaría posteriormente, bajo el nombre de "Capitoné (2017).

Actualmente vive en la provincia de Salta, junto a sus tres hijos.

Buscar
Typology

DISEÑO WEB CAPITONE · TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS CAPITON(É)
2017